ARTE/ARTE CONTEMPORÁNEO

ARTE COMO MEDIO PARA ENCAUZAR EL GOCE

¿Es posible un fin de análisis a través de encauzar el goce? ¿El arte implica un camino, un medio para la dirección de la cura? ¿Hasta donde se corrieron los límites del arte? Estos son algunos de los interrogantes que se plantean en esta entrevista. Para bucear en algunas conjeturas, El Inconsciente conversó con la Editora y critica de arte Margarita Gómez Carrasco.

PORFOLIO ARTEBA 2

Por Dra. Raquel Tesone

Fotos: Euridice Ferrara

En tanto exponente del mundo del arte y experta en la temática, quisiera saber cuál sería la especificidad – si es que la hay – del arte contemporáneo.

Si, la hay, lo propio del arte contemporáneo es la actualidad, la forma de presentar el presente, y eso, es un cometido muy complejo,  implica ponerse en el lugar de actor y de espectador al mismo tiempo. Es muy difícil que uno pueda tomar distancia del presente y pensar sobre lo que esta viviendo. Si analizamos lo contemporáneo podemos pensar que estamos atravesando un nuevo paradigma, podemos reflexionar sobre la influencia de Internet y  las propuestas artísticas donde se fusionan artista y espectador en la obra, hoy en día, el público no solo interactúa sino que pasa a ser parte de la obra. Walter Benjamin habla del aura en la obra de arte y de la experiencia estética. Esas cualidades ahora no determinan una obra de arte,  ¿Qué pasa cuando se presenta un par de zapatos que contienen calamares podridos, o cuando el mercado del arte vende a millones de dólares un tiburón embalsamado? Mucha gente se escandaliza y, dice: « que esto no tiene que ver con los cánones de estética, ni con la belleza». Aunque en mi opinión el rosarino Carlos Herrera y Damien Hirst son dos grandes provocadores, nada ingenuos, de alguna forma insisten en jaquear la definición de arte para empujarnos a reflexionar. Otro ejemplo de arte extremo son las performance de Marina Abramovich o Tania Bruguera, nombre estas dos artistas, por su popularidad y porque además  usan el cuerpo no solo como medio sino que lo exponen con riesgo de muerte. Tania, en el Pabellón de Murcia en una Bienal de Venecia, jugó a la ruleta rusa. El interrogante que abre en el psicoanálisis es: ¿qué clase de cuerpo se pone en juego en el arte? ¿El cuerpo pulsional, el que habla, el silencioso, el simbólico, el imaginario, el real, el social? ¿Es el cuerpo determinado por la estructura?  Otros artistas que se mutilan o se hacen operaciones, intervenciones muy dolorosas, estas acciones artísticas, llevan a pensar en el síntoma, individual y social que hacen eco en un cuerpo.

¿El arte contemporáneo continuamente se va transformando?

Si, se va transformando con prevalencia sobre lo experimental.

Podemos decir que El Gran Otro ¿promueve esa articulación del arte experimental con el psicoanálisis?

Si, El Gran Otro difunde la práctica artística experimental y la articula al psicoanálisis, con el propósito de reflexionar acerca de las estructuras – neurosis, psicosis, histeria y rasgo de carácter-  tratamos de pensar los cauces del goce, a través de la sublimación, la representación y la presentación artística, esta última como un real que avasalla. Por ejemplo, el arte puede decir una verdad poéticamente o interpelar de una forma brutal, esta  ultima manera, de narrar el ahora, es donde se interroga el síntoma de este siglo, en el cual anida el Phatos, el sufrimiento humano y esa es la manera en que articulamos el psicoanálisis a través de El Gran Otro.

¿Qué opinas del rol de los curadores en la actualidad? En tanto has sido curadora, y como señalas, ¿qué es ser curador en un momento donde el arte está tan cuestionado en sus antiguas premisas?

Hoy no hay tantos encasillamientos, un artista puede ser curador, puede ser productor y un curador monta sus exhibiciones como obras de arte. En este momento, hay corrimientos y podemos ser multifuncionales.

Podemos pensar que este corrimiento y este cruce de los distintos saberes, hace a la especificidad del arte contemporáneo. Como el caso, de García Whebi, que trabaja sobre la interdiscursividad de diversas prácticas artísticas.

Exactamente, se puede hacer de todo un poco tratando de ser ético y honesto en lo que se hace y correrse de los encasillamientos.

Aquello imposible de ligarse se encuentra en el campo del más allá del principio del placer, el campo del goce. El saber hacer con el síntoma y el padecimiento a través del arte, es lo que nos señala Margarita como una forma de crear otro horizonte, más amable en la rispidez de la vida.

PORFOLIO EN ARTEBA

Margarita Gómez Carrasco, Psicoanalista, Lic. en Ciencias de la Comunicación y Periodismo. Magister en Gestión Cultural, Crítica de Arte, Directora de la revista de arte contemporáneo El Gran Otro. Actualmente dirige el departamento de FundRaising en el Museo de Arte Contemporáneo de Buenos Aires.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s